Un país informatizado, un país organizado

Fuente: 
Tomado del periódico Granma

En el recién concluido Segundo Periodo Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular, el Ministerio de Comunicaciones presentó a los diputados el informe sobre el estado de la informatización en el país.

Esta política plantea un grupo de principios generales relativos a desarrollar y modernizar coherentemente todas las esferas de la sociedad, en apoyo a las prioridades del país y al ritmo de crecimiento de nuestra economía.

Pero concretamente, ¿qué logramos en materia de informatización de la sociedad durante el 2018?

Servicio de telefonía celular:

Se incrementa la cobertura poblacional de la señal de telefonía celular, existen más de 1 830 radiobases de telefonía móvil y presencia en todos los municipios del país.

Se inició el despliegue de la telefonía de cuarta generación (4g) en Varadero, la zona norte de La Habana y el Mariel.

Servicio de telefonía fija:
Fueron instalados en el año aproximadamente 38 000 nuevos servicios, indicador que no crece con respecto a años anteriores.

No obstante, teniendo en cuenta las condiciones de nuestro país, se mantiene un crecimiento discreto en este servicio.

Servicio de acceso a internet:
Existen más de cinco millones de usuarios de servicios de internet; alrededor del 60 % de esta cifra acceden desde los centros de estudios y trabajo, lo que se garantiza por más de 34 000 enlaces de conectividad de datos en las entidades.

El pasado 6 de diciembre se amplió el acceso a internet a la población, con la comercialización a los suscriptores de telefonía celular.

La ampliación del servicio de internet en el país ha posibilitado una mayor presencia de los cubanos en las redes sociales, favoreciendo la comunicación por los ciudadanos, así como la posibilidad de exponer la imagen de Cuba y su verdad y combatir las acciones de subversión contra nuestro país.

Conectividad institucional:
En el año 2018 se creció como promedio en 5 000 nuevos enlaces de conectividad (duplica la cifra de periodos anteriores).

Se priorizan los sectores de la educación, la cultura, la ciencia, la salud y los de mayor impacto en la economía.

Servicio de televisión digital terrestre:
La señal de definición estándar tiene una cobertura poblacional del 70 %; el servicio en alta definición llega a todas las cabeceras provinciales y una cobertura poblacional del 23 %.

El ritmo de desarrollo del programa de la televisión digital terrestre se ha visto afectado este año por la disponibilidad del financiamiento para la ejecución de las inversiones necesarias en infraestructura y fabricación de equipos receptores.

Dispositivos informáticos y terminales de acceso:
El cubrimiento de la demanda de equipamiento informático para la informatización en los dos últimos años ha sido insuficiente.

Las condiciones económicas y financieras del país no han permitido que la industria nacional respalde la producción de computadoras, laptops y tablets.

A los equipos producidos en el país se les incorporan el sistema operativo nova y un conjunto de aplicaciones informáticas desarrolladas en Cuba.

Gobierno electrónico:
Concebido en cuatro etapas: presencia, interacción, transacción y transformación. El 95 % de los órganos y los organismos de la Administración Central del Estado y el 70 % de las provincias y el municipio especial cuentan con portales web.

Se han desarrollado un grupo de plataformas informáticas que habilitan la participación ciudadana, la gestión de la producción y los servicios, y la gestión de la infraestructura de equipos inteligentes, entre otras posibilidades.

Comercio electrónico:
La red de cajeros automáticos del país no crece en número, aunque sí lo hace en operaciones.

La red de terminales de punto de venta supera los 12 100 equipos y el Banco Central incentiva con un porciento de descuento los pagos por esta vía.

Aun cuando se trabaja en varios proyectos de comercio electrónico, en distintas fases de desarrollo, los resultados son incipientes. Constituye esta una actividad a la que debe imprimírsele un mayor ritmo en su materialización.

Industria de aplicaciones y servicios informáticos:
Existen unas 30 empresas y entidades que en sus objetos sociales tienen establecido el desarrollo de aplicaciones y servicios informáticos.

Si bien se aprecia que determinadas plataformas informáticas nacionales comienzan a tener presencia, no es suficiente el nivel de generalización y de aprovechamiento de las mismas por parte de los organismos y entidades nacionales.

Informatización de la salud pública:
Ha continuado el avance en el despliegue del sistema de gestión hospitalaria Galen Clínicas en 73 instituciones, lo que facilitará la gestión del historial clínico de los pacientes.

Se han implementado soluciones informáticas para el control administrativo de los fallecidos, de enfermos de cáncer, de los profesionales de la salud y el de donantes de sangre.

Informatización territorial:
Los gobiernos provinciales y el municipio especial Isla de la Juventud realizan la atención al proceso de informatización donde se dimensionan tanto los proyectos de desarrollo de infraestructura de telecomunicaciones, como lo relativo a la creación de servicios y contenidos digitales, aspecto en el que se debe favorecer el desarrollo de las iniciativas locales.

Ciberseguridad:
Se elaboró el diseño general del sistema de protección del ciberespacio nacional, que incluye el sistema de trabajo y medidas para su protección, ello permitirá perfeccionar los modelos de actuación ante incidentes de ciberseguridad y la mitigación de su impacto negativo.

Se implementan, de acuerdo con un cronograma que se ha actualizado con alcance 2018-2020, las medidas para la protección del ciberespacio en los ámbitos jurídico, tecnológico, organizacional, de gestión y formación del capital humano, cooperación internacional y comunicación institucional.

Se avanza en el fortalecimiento del antivirus nacional sav, y se comercializaron hasta noviembre 18 588 licencias para sistema operativo Windows, 1 009 para Unix y 2 150 para el sistema operativo Android en dispositivos móviles.

PRINCIPALES RETOS PARA EL 2019
Incrementar el ritmo de despliegue de la infraestructura de telecomunicaciones, fundamentalmente de tecnologías móviles e inalámbricas y priorizando la 4g.

Continuar elevando los niveles de ciberseguridad en correspondencia con el crecimiento de los servicios de telecomunicaciones.

Impulsar la informatización territorial, considerando las potencialidades en el desarrollo de iniciativas locales.

Avanzar con mayor rapidez en la protección y uso de contenidos y servicios digitales, como parte de la defensa de nuestra cultura e identidad nacional.

Acelerar la implementación de las etapas del gobierno electrónico, así como desarrollar proyectos de comercio electrónico.

Fortalecer las empresas estatales de aplicaciones y servicios informáticos alcanzando una mayor integración como industria.

Implementar un plan de comunicación más efectivo asociado a los servicios de telecomunicaciones y los proyectos de informatización y ciberseguridad.

Continuar el perfeccionamiento del marco legal relativo a las telecomunicaciones, la informatización y la ciberseguridad.