Los gráficos que demuestran la brecha digital entre países

Fuente: 
Tuexperto.com

La brecha digital entre países es una realidad que debería atajarse. ¿Por qué no pueden acceder a internet normalmente?

 

Muchas son las compañías que hablan sobre sus proyectos en países en vías de desarrollo para integrar las tecnologías de manera normalizada. Facebook es una de las que más iniciativas tenía sobre la mesa para llevar Internet a países como India, Kenia, Tanzania, Nigeria e Indonesia.

Sin embargo, en los últimos meses también se ha producido algún que otro frenazo. En junio de este mismo año, Facebook abandonó un proyecto llamado ‘Aquila’, que consistía en un dron que podía volar muy alto para ofrecer internet a países en los que hay serias dificultades para conseguirlo.

Ahora, además, tenemos datos que señalan una importante desaceleración en el crecimiento del acceso a Internet en todo el mundo. Un informe que han compartido con The Guardian (y que todavía no ha sido publicado) revela que la velocidad con la que la gente de alrededor del mundo consigue conectarse a internet se ha visto reducida de manera dramática desde el año 2015.

La tendencia es francamente sorprendente porque desde 2015, las mujeres y las personas pobres de zonas rurales están siendo excluidos de manera radical del acceso a la educación, los negocios y otras oportunidades que puede brindarles internet para el crecimiento de sus sociedades. Los gráficos publicados por The Guardian dan cuenta de ello.

Las cifras son preocupantes:

Los expertos están preocupados por el increíble retroceso que ha experimentado la tasa de crecimiento de Internet en el mundo. Para Dhanaraj Thakur, director de investigación de la Web Foundation: “Tener personas conectadas y otras no aumenta de manera considerable las desigualidades existentes”.

Tan importante es la desaceleración que las previsiones de la ONU no se han cumplido ni de lejos. En 2014 el organismo predijo que la mitad del mundo estaría conectado en el año 2017. Hoy estamos a 2018 y no está previsto que esa meta imaginaria se cruce hasta mayo de 2019. Entonces faltarán muy pocos meses para que se cumpla el objetivo de desarrollo sostenible que la ONU tiene en el horizonte para 2020.

Lamentablemente, la definición que tiene la ONU de estar conectado es el de haberse conectado a Internet desde cualquier dispositivo, en cualquier ubicación, pero solo una vez al mes en los últimos tres meses. Es evidente que la mayoría de ciudadanos españoles y por ende, los europeos, se  encuentran a años luz de esa posibilidad. Vivimos permanentemente conectados. La desigualidad entre los ciudadanos del mundo es más que evidente.

Menos del 20% de las mujeres africanas acceden a Internet:

Si las tasas de crecimiento previstas se hubieran mantenido en un promedio del 11% de 2005 a 2017, hoy tendríamos a 500 millones de personas más conectadas. Otro dato que preocupa, y mucho, es la desigualdad de las mujeres frente a los hombres.

Las mujeres africanas son las que tienen menos posibilidades a la hora de acceder a internet:

Menos del 20% de las mujeres que viven en África tienen la posibilidad de conectarse. Por contraste, cerca del 80% de las europeas pueden acceder a Internet con normalidad.

Muchos estudios ratifican que el acceso a internet puede impulsar el crecimiento económico. Hay un informe de la Universidad de California (Berkeley) que vincula el aumento del 10% en el acceso a la banda ancha con el incremento del 1,35% del PIB en países en vías de desarrollo.

A la pérdida de oportunidades económicas hay que añadir que las personas que no pueden acceder a internet tampoco tienen la oportunidad de acceder a los medios, a la educación y a la conexión con otros grupos sociales, así como gestiones tan básicas como presentar impuestos o realizar solicitudes a la administración. Esto los aleja todavía más del común de la sociedad y los empuja radicalmente al margen.

El 98,2% frente al 1,2%: datos imposibles:

Son datos de 2016, pero ponen en evidencia algo que a estas alturas debería ser imposible. El 98,2% de ciudadanos de Islandia se conectan a internet. Al otro extremo del gráfico – y del mundo, porque esto es absolutamente real – solo el 1,2% de las personas que viven en Eritrea pueden acceder a la red de redes.

Pero, ¿qué ocurre exactamente? ¿Qué motivos hay detrás de este paupérrimo despliegue de tecnologías en los países que se encuentran en vías de desarrollo? Las explicaciones de los expertos son claras. Las poblaciones que todavía no tienen acceso a internet suelen ubicarse en áreas de difícil acceso y por tanto, la instalación de las conexiones se hace tan complicada como costosa.

Aunque no hay nada imposible. Lo que aquí ocurre que además de encontrarse aisladas, estas comunidades son pobres y por tanto, no pueden pagar los elevados precios que imponen los operadores. Lo hacen para obtener el retorno de la inversión lo antes posible. Pero es evidente que la estrategia no es lo más correcta. Y ni tan siquiera resulta sensata

Luego hay que añadir otra cuestión importante, que son las dificultades que pueden tener estas personas para conectarse a internet y que pierdan pronto el interés si no tienen a nadie que les ayude y les asesore para hacer un uso provechoso de la tecnología.

Hay muchas cosas que deberíamos cambiar:

África ha sido – y sigue siendo – un continente saqueado por Occidente. Sería de justicia que los responsables de la devastación provocada durante siglos fuera ahora subsanada. A la dificultad de hacer vox populi la conectividad hay que añadir otras cuestiones que juegan un papel muy importante en esto de la digitalización.

Por ejemplo, en algunas comunidades está mal visto que una mujer tenga su propio teléfono móvil. Es por eso que ellas tienen muchas más dificultades y probabilidades de quedar más excluidas todavía.

Conviene tener en cuenta, eso sí, que proporcionar a estos países el acceso a la tecnología no lo es todo. Hay muchos frentes que atacar – por parte de los gobiernos y sus organismos – para resolver las desigualdades existentes y los conflictos (la mayoría provocados por Occidente) que hacen absolutamente complejo el progreso (y muchas veces la supervivencia) de estas personas en sus países de origen.

 

Disponible en: https://www.tuexperto.com/2018/10/22/los-graficos-que-demuestran-la-brecha-digital-entre-paises/